Dirigentes argentinos de la causa palestina celebran la suspensión del partido con Israel: “Es un golazo al sionismo”

Todo fue un gran desatino y generó preocupación, tanto por el gesto político que representaba como por sus posibles consecuencias. La Selección Argentina no enfrentará a Israel, por lo tanto ha quedado sin efecto el partido que iba a disputarse este sábado en Jerusalén. El partido iba a disputarse en el corazón del conflicto entre Israel y Palestina, precisamente en el lugar en el cual, a modo de provocación, Donald Trump mudó la nueva embajada norteamericana recientemente. “Este partido es como que nosotros celebráramos el aniversario de la ocupación de Malvinas, sería una aberración, una falta de respecto y una agresión al sentimiento del pueblo argentino”, dijo Husni Abdel Wahed, embajador palestino en Argentina. Hace dos días, en la concentración argentina en Barcelona, un grupo de manifestantes palestinos se acercó al entrenamiento de la Selección y quemó camisetas de Messi y exhibió otras manchadas simbólicamente de sangre. Según coinciden en señalar los periodistas que siguen al equipo, ni Messi ni el entrenador Sampaoli querían que se jugara este partido, no sólo porque entendían que podía herir susceptibilidades, sino porque además podía ser peligroso en términos de seguridad.  Una de las organizaciones que reclamó que el partido no se jugara se llama Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS); la otra, Judíos y Palestinos por la Paz. Omar García, un cordobés de 49 años, dijo al diario La Nación: “Le pedimos a Messi, por todo lo que representa mundialmente, que no vaya a Israel. El partido se jugará en Al Malha, una zona de Jerusalén construida sobre aldeas que fueron arrasadas. La Argentina no debe desconocer lo que allí ha ocurrido”, expresó. En declaraciones a la agencia EFE, la Asociación de Fútbol de Palestina agradeció al equipo argentino la decisión de suspender el partido.

Mariela Flores Torres

Mariela Flores Torres es una dirigente argentina de la causa palestina e integrante del grupo de formación política sobre África y Asia de la Cátedra Abierta Edward Said de la Universidad de Trelew, que integra desde la Argentina la organización BDS  “hasta que Israel acabe con la política colonialista y de apartheid de genocidio progresivo sobre la Palestina ocupada”.  El BDS es un movimiento organizado desde la sociedad civil palestina que surgió en 2005 y que llama a la ciudadanía mundial a boicotear los productos procedentes de Israel y a que los artistas de todo el mundo no hagan conciertos en la Palestina ocupada ni en Israel, y también está el boicot académico. En los últimos tiempos lo que más se ha visibilizado es el boicot deportivo y BDS llamó a boicotear el partido que iba a celebrarse el 9 de junio en Jerusalén o en donde sea, porque para nosotros no hay ningún amistoso que jugar con un estado asesino y terrorista. El BDS Argentina también se unió al BDS munidial, y desde el Comité Argentino de Solidaridad con el Pueblo Palestino (que nuclea a distintas organizaciones de todo el país) convocaron bajo slogans como “Argentina no vayas”, “Argentina no juegues”, “No le hagas el juego al sionismo”.  Hemos visto que se suspendió el partido y en virtud de esta información celebramos este triunfo del pueblo palestino y estamos convencidos de que en esta victoria ganamos todos. Le hicimos un golazo al sionismo, un golazo al apartheid y el estado segregacionista de Israel”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *