Se aprobó la semi municipalización del UPA de Villa Jardín, con cruces en la oposición

El Concejo Deliberante de Lanús aprobó la semi municipalización de la Unidad de Pronta Atención N°3 de Lanús, ubicada en el barrio de Villa Jardín. Lo que se logra con esta aprobación es autorizar al intendente Néstor Grindetti la firma un convenio con las autoridades de la Provincia de Buenos Aires para manejar de manera conjunta el hospital. Desde Unidad Ciudadana denunciaron que «al igual que en los noventa, este es un plan de descentralización que tiene como objetivo final la privatización de la salud».

Horas antes de la votación, trascendió que la concejala radical por Cambiemos, Nazarena Mesías, no iba a asistir al recinto. De esta manera, la oposición unida podía quedarse con la victoria, por ser 12 contra 11. Sin embargo, el concejal recién asumido por el Frente Renovador, Juan Soto, se retiró por motivos personales. Esto ocasionó el enojo de los tres bloques de Unidad Ciudadana que decidieron no ir a votar para no dar quórum. Los que sí concurrieron fueron los dos concejales restantes del FR, que si bien votaron en contra de la semi municipalización, permitieron con su presencia que la votación se concretara.

El convenio que próximamente firmará Néstor Grindetti con María Eugenia Vidal, genera que a partir de aquel momento el manejo del UPA N°3 de Villa Jardín sea de manera compartida. Desde Unidad Ciudadana aseguraron que «este proyecto es una política que no se pudo completar en los noventa, basado en la descentralización de la salud y que conlleva primero al capital mixto y luego a la privatización». Lo cierto es que suena extraño que el municipio se haga cargo del hospital, que se dedica a la atención secundaria, cuando ya presenta inconvenientes de estructura y de funcionamiento en los centros municipales de atención primaria (salitas y unidades sanitarias).

Los nueve ediles de Unidad Ciudadana salieron a la puerta del Concejo Deliberante para dialogar con los manifestantes que se oponían al traspaso del UPA a la esfera municipal para comunicarles lo que estaba pasando dentro del recinto. Mientras tanto, y sin debate, el expediente se aprobó.

En diálogo con Diario Conurbano, Walter Pintos, delegado de ATE Lanús, criticó fuertemente al rol del Frente Renovador: «Creo que el Frente Renovador va a tener que decidir seriamente cuál va a ser su rol de acá en más. Si quiere ser cómplice de un gobierno del ajuste o si quiere ser parte de una oposición que le ponga fin al macrismo en este país».

Foto: El Termómetro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.